jueves, 24 de junio de 2010

Y el curso se terminó

Una mochila cansada
hoy comenzó a bostezar,
sus ruedas se cansaron
¡y la quieren arrastrar!

El cuaderno, avergonzado,
su etiqueta despegó,
y una hoja bailarina
su renglón cuadriculó.

La goma, regla y compás
decidieron descansar
y se echaron a dormir
en el papel de calcar.

Las pinturas de colores
ya sin punta se quedaron,
¡se las ve tan pequeñitas
de todo lo que pintaron!

Uniforme arrugadito,
zapatillas apretadas,
el calor ya nos visita
con caras coloradas.

El trabajo fue impecable,
el ciclo ya se acabó,
las vacaciones llegaron
y el curso se terminó.

(P. Guadalupe Mazzucci)

No hay comentarios:

Publicar un comentario